Leer podría ser peligroso. Está comprobado que leer puede ampliar horizontes, elevar la creatividad, la inteligencia y la sabiduría general. Leyendo uno corre serios riesgos de convertirse en una persona con conocimientos e imaginación, ¡no lo haga! … Pero si decide arriesgarse, la que sigue es una lista siempre incompleta de lecturas personales.

libro-destacado
El sutil arte de que casi todo te importe una mierda por Marc Manson

Si tenés prejuicios sobre los libros de autoayuda, y le pidieras a tus prejuicios cederte la lectura de nada más que uno, permitite aunque sea atrás de una de esas puertas o rincones que nos protegen del miedo que nos causan las opiniones que nos imaginamos de los demás sobre nosotros, permitite, leer al menos sobre este arte sutil que propone Marc Manson. Aunque solo sea para descubrir a Ernest Becker. O confirmar prejuicios.


Índice


Marketing y negocios

Filosofía, política e historia

libro-destacado
La llamada de la tribu por Mario Vargas Llosa por Mario Vargas Llosa

Ni conservador ni comunista ni de derecha ni de izquierda, Vargas Llosa rescata a través de 7 personajes claves de la filosofía política y de la evolución de su pensamiento, la tradición liberal. Aquella que poco tiene que ver con caricaturas y difamaciones generadas con éxito por sus adversarios, y que defiende la libertad, sea ésta económica, sexual, cultural, política, que contraria al totalitarismo (fascista o comunista) defiende las sociedades abiertas en vez de las dogmáticas, donde campean la crítica, la tolerancia, las elecciones libres, la diversidad, el comercio, la prensa libre, la propiedad privada, la ciencia sobre la superstición y el gradualismo pragmático sobre las utopías revolucionarias, como conjunto de valores e instituciones que permiten a las sociedades que alcanzan ese nivel de convivencia ofrecer “una vida más vivible”. Estos personajes son Adam Smith, Ortega y Gasset, von Hayek, Karl Popper, Raymond Aron, Isaiah Berlín, y Jean Francois Revel.

“La inveterada desconfianza de la moral católica hacia el dinero, los negocios, el éxito económico y el capitalismo”

El liberalismo es abierto y tolerante para las ideas y posturas ajenas.

“El fascismo y el comunismo [son] dos caras de un mismo fenómeno, el totalitarismo”

“Lo que es el mercado, sistema casi infinito de relación entre los seres que conforman una sociedad […] para comunicarse recíprocamente sus necesidades y aspiraciones, satisfacerlas y organizar la producción y los recursos en función de estas necesidades”.

“Sólo para los ignorantes y para sus enemigos, empeñados en caricaturizar la realidad a fin de refutarla, es el mercado un sistema de libres intercambios.”

“[…] [En] la idea de la libertad que está en el corazón de la doctrina liberal […] Los destinos humanos no están escritos, no se hallan trazados de manera fatídica […] pueden trascender los condicionamientos […] optando por ciertas decisiones y descartando otras […] Porque gozan siempre de ese margen de libertad, [es que] son responsables de sus propios destinos.”

Hayek […] distinguió siempre ente ley y legislación: kosmos, el orden legal espontáneo, y taxis, la legalidad impuesta por el poder.

“Hayek […] nunca creyó que la economía por si sola pudiera resolver todos los problemas humanos”

“Civilización, palabra que en boca de Hayek quiere decir libertad, individualismo, propiedad privada, mercado libre, derechos humanos, convivencia y paz”.

El proceso que ha permitido al ser humano salir de la vida animal de sus ancestros fueron los “órdenes espontáneos” […] como el lenguaje, la propiedad privada, la moneda, el comercio y el mercado.

El ideal es que las diferencias no resulten del privilegio, sino del trabajo y la creatividad de cada cual, en un sistema de libre competencia.

La tolerancia no debe incluir el derecho a practicar la intolerancia.

Popper ve en el corazón de esta corriente [el historicismo] madre de los autoritarismos, un inconsciente pánico a la responsabilidad que la libertad impone al individuo, que tiende por ello a sacrificar ésta para liberarse de aquella. De ahí ese nostálgico deseo de retornar al mundo colectivista, tribal […].

Pese a su pasión por las ideas, ambos fueron grandes promotores y practicantes del trabajo manual -Wittgenstein jardinero y Popper carpintero- que consideraban profiláctico para la vida intelectual.

[…] esto no niega la existencia de la historia, por supuesto; solo subraya que es una ciencia cargada de imaginación.

Lo importante para que El Progreso sea posible, para que el conocimiento de la vida y el mundo se enriquezca en vez de empobrecerse, es que las verdades reinantes estén siempre sujetas a críticas, expuestas a pruebas, verificaciones y retos que las confirmen o reemplacen por otras más próximas a es verdad definitiva y total (inalcanzable y acaso inexistente) cuyo señuelo alienta allá curiosidad, el apetito del saber humano, desde que la razón reemplazó a la superstición como fuente de conocimiento.

“Frente a esto, creo que el avance de la ciencia depende de la libre competición del pensamiento, y por ello, de la libertad”

La historia no tiene orden, lógica, sentido y mucho menos una dirección racional que los sociólogos, economistas o ideológos podrían detectar por anticipado, científicamente [… es] un animado caos al que los historiadores dan apariencia de orden. […] Popper no recusa los libros de historia ni niega que el conocimiento de lo ocurrido en el pasado pueda enriquecer a los hombres y ayudarlos a enfrentar mejor el futuro. Pide que se tenga en cuenta que toda historia escrita es parcial y arbitraria (una mera selección). Por eso afirma Popper, «la historia no tiene sentido» […], pero afirma que nosotros podemos darle una significación que por sí carece. […] El futuro no se puede predecir. […] El error, dice Popper, está en confundir una «interpretación histórica» con una ley. […] Porque la historia admite muchas interpretaciones coincidentes, complementarias o contradictorias, pero ninguna «ley». […] Ella es, para bien y para mal, «libre», hija de la libertad de los hombres y por lo tanto, incontrolable.

Popper defiende con argumentos lúcidos el método reformista de transformación gradual y consensuada de la sociedad contra la pretensión revolucionaria de cambiarla de manera inmediata, total y definitiva.

Y de otro lado [Popper] les censuraba haber sembrado el pesimismo y la crítica más injusta sobre la sociedad occidental de nuestro tiempo «el mejor mundo que ha existido», inoculando a los jóvenes ese desánimo y desprecio sobre «la sociedad abierta» de nuestros días.

La democracia liberal contra las dictaduras, la tolerancia contra los dogmas, el capitalismo contra el socialismo y el pragmatismo contra la utopía.

La explicación tiene que ver con una de las características que en nuestro tiempo ha adquirido la cultura, contaminándose de teatralidad, al banalizarse y frivolizarse por su vecindad con la publicidad y la información chismográfica de la prensa del corazón. Vivimos en la civilización del espectáculo y los intelectuales y escritores que suelen figurar entre los más populares, casi nunca lo son por la originalidad de sus ideas o la belleza de sus creaciones […] Lo son sobre todo por su capacidad histriónica, la manera como proyectan su imagen pública […] Convirtiendo a sus autores en espectáculo para la masa.

Hace ya bastantes años perdí el gusto por las utopías políticas que prometen bajar el cielo a la tierra y más bien provocan iniquidades peores que las que quieren remediar.

Isaiah Berlin y sus verdades contradictorias.

Que la injusticia social fuera el precio de la libertad y la dictadura de la igualdad es algo lastimoso y difícil de aceptar. Sin embargo, según Isaiah Berlin, más grave que aceptar este terrible dilema del destino humano, es negarse a aceptarlo (jugar a la avestruz).

Que haya verdades contradictorias, que los ideales humanos puedan ser adversarios, no significa para Isaiah Berlin que debamos desesperar.

También admitir que la diversidad (de ideas, acciones, costumbres, morales, culturas)es la única garantía que tenemos de que el error, no cause demasiados estragos.

Isaiah Berlin ha contribuido con dos conceptos propios de libertad. Los de libertad “positiva” y “negativa”. La libertad “positiva” está estrechamente ligada a la coerción, es decir a aquello que la limita. Mientras menor sea la autoridad que se ejerza sobre mi conducta, mientras ésta pueda ser determinada de manera más autónoma por mis propias motivaciones (mis necesidades, ambiciones, fantasías personales) sin interferencias de voluntades ajenas, más “libre” soy. Es un concepto más individual […] Nace en sociedades que han alcanzado un alto nivel de civilización. En tanto la libertad “negativa” quiere limitar la autoridad, la “positiva” quiere ejercerla. Esta noción es más social que individual. […] ¿Cómo puede un analfabeto disfrutar de la libertad de prensa? Hay mas libertad en términos sociales cuanto menos diferencias se manifiestan […] cuanto más homogénea es una comunidad. Todas las ideologías y creencias totalizadoras, finalistas, […] Comparten el concepto “positivo” de libertad.
Todas las utopías sociales de derecha y de izquierda, religiosas o laicas, se fundan en la noción “positiva” de la libertad.
Por eso en nombre de esa libertad […] (esa sociedad utópica futura, la de la raza elegida triunfante, la de sociedades sin clases y sin Estado […] se ha liberado guerras cruelísimas, exterminado millones de seres humanos, impuesto sistemas asfixiantes y eliminado toda forma de disidencia o de crítica. Estas nociones de libertad son alérgicas una de la otra […] uno de los casos de las “verdades contradictorias” de Isaiah Berlin.
La desenvoltura que dan la fortuna y la experiencia.

Ironía y sátira

Una modesta propuesta – Jonathan Swift
El diablo cojuelo – Luis Vélez de Guevar
El diccionario del diablo – Bierce
Fábulas fantásticas – Bierce
Esopo enmendado – Bierce
Las preguntas de Zapata – Voltaire
Catch-22 – Joseph Hebber
Antología del humor negro – André Breton
Reflexiones en torno a una escoba – Swift
Del asesinato considerado como una de las bellas artes – Thomas de Quincey
El club de los parricida – Bierce
Segunda parte del lazarillo – Juan de Luna
Buscón – Quevedo
El coloquio de los perros – Cervantes
Viaje a Parnaso – Cervantes
El arte de injuriar – León Bloy
Historias de cronopios y de famas – Cortázar
Relatos de lo inesperado – Roald Dahl
Diez maestros del humor negro – Óscar Balmayor Díaz
Aguafuertes porteñas – Arlt
Algunas crónicas de Julio Camba.

Literatura

Literatura sobre la literatura

El oficio de mentir – Abelardo Castillo

Periodismo literario

✓ Aguafuertes porteñas – Arlt
✓ Los cínicos no sirven para este oficio – Kapuscinski
✓ Freak Kingdom: Hunter S. Thompson’s Manic Ten-Year Crusade Against
✓ The gang that wouldn’t write straight – Marc Weingarten
✓ Nuevo Periodismo – Tom Wolfe
✓ Un año en el otro mundo – Julio Camba
✓ Aguafuertes cariocas – Roberto Arlt [estudio]
✓ Relato de un náufrago – García Marquez [estudio]
Los vagabundos del Dharma – Jack Kerouac
A regular guy – Mona sobre Steve
War in Human Civilization, Oxford, Oxford University Press, 2006
The world of Jimmy Breslin – Jimmy Breslin
The executioners song – Norman Mailer
The Guy Talese Reader –
The new new journalism – Robert S Boynton
Honor thy father – Guy Talese
The kingdom and the power – Guy Talese
Frase and loathing: The Fat City Blues – HST
Nixon bites the bomb – HST
Fear and Loathing in Las Vegas – HST
The battle of Aspen – HS
The Kentucky derby is decadent and deprived – HST
Radical chic – Tom Wolfe
Bonn and Clyde revisited – Jimmy Breslin
The Armies is the night – Norman Mailer
Disparches – Michael Herr
The Khesanh stories- Michael Herr
Hell Sucks – Michael Herr
A footloose American in a Smugler’s Den – HST
Slouching towards Bethlehem – Joan Didion
Hell’s Angels: A Strange and Terrible Saga – HST
The electric kool-aid acid test – Tom Wolfe
Las Vegas (What?) Las Vegas (Can’t hear you! Too noisy) Laa Vegas!!! – Tom Wolfe
The Kandy-Colored tangerine-flake steamline baby – Tom Wolfe
The marvellous mouth – Tom Wolfe
The last American hero is Junion Johnson, Yes- Tom Wolfe
It’s an honor – Jimmy Breslin
Death in emergency room one – Jimmy Breslin
Marvin the torch – Jimmy Breslin
Cant anyone here play this game – Jimmy Breslin
The Loser – Guy Talese
Frank Sinatra has a Cold (reportaje tangencial de observación )- Guy Talese
The soft psyche of Joshua Logan – Guy
Superman comes to the supermarket – Notman Mailer
Come in, Lassie – Lilian Ross
How do you like it now , gentlemen – Lilian Ross
M – John Sack
El hambre – Martín Caparrós [estudio]
Biografías del caribe – Arciñegas
El emperador – Ryszard Kapuściński
Una historia sencilla – Leila Guerriero
Sobre la corona – Demóstenes
The People of the Abyss – Jack London
Lugar común la muerte – Tomás Eloy Martínez [estudio]
Down and Out in Paris and London – George Orwell
Diario de viaje de Montevideo a Paysandú – Dámaso A. Larrañaga
Joe is home now – John Harsey
Hiroshima – John Harsey
In cold blood – Truman Capote
Street Sketches – Dickens
Terra Sonâmbula – Mia Couto [estudio]
Breve historia de los argentinos – Felix Luna
Benjamin de Tudela. Cronista medieval.
Aguafuertes porteñas – Roberto Arlt
Aguafuertes patagónicas, selección y prólogo de Sylvia Saítta, Buenos Aires, 800 golpes editora, 2014.

Memorias, cartas y biografías

✓ Autobiografía de un Yogui – Yogananda
✓ Steve Jobs – Walter Isaacson
✓ De Profundis, Balada de Reading – Oscar Wilde
Merlin Holland, Oxford University Press, 1988.
Oscar Wilde: una vida en cartas, Barcelona, Alba, 2005.
Son of Oscar Wilde – Vyvyan Holland, 1954. Nueva edición con prólogo de
Borges – Adolfo Bioy Casares
El doctor Figari, Julio Maria Sanguinetti
Auto-Biografia de Benjamin Franklin.
El escritor en un bosque de ladrillos. Una biografía de Roberto Arlt – Saítta,  Buenos Aires, Sudamericana, 2000.
Che: una biografía – Jon Lee Anderson (5 años de estudio).
Tom Paine and Revolutionary America (Eric Foner)
El pensamiento vivo de Bolivar, Rufino Blanco-Fombona (Losada)

Poesía

✓ Hojas de Hierva – Walt Whitman (traducción de Borges)





user-avatar
Escribió para Al Santo Pepe
Nicolás Erramuspe
Product developer @ Mínimo